Las vitrocerámicas de inducción funcionan con un potente imán que se estimula eléctricamente, creando un campo magnético que genera calor en la superficie de metal que se encuentre inmediatamente encima suyo. Lo que quiere decir que gracias a este campo magnético, se consume menos electricidades para obtener unos resultados mejores. Estas vitrocerámicas se utilizan con sartenes y ollas especiales. Hazte ya con tu vitrocerámica de inducción barata de las mejores marcas, contamos con ellas. Además podrás elegir cuantas zonas de cocción necesitas o si quieres la tecnología Flexinducción, que permite cocinar en cualquier parte de la vitrocerámica.